Estamos en un momento dulce para el autoempleo


| Lee Hecht Harrison
  • Cesar García Arnal, secretario general de la Asociación Madrileña de Trabajadores Autónomos ha inaugurado la jornada y ha afirmado que “estamos en un momento dulce para el autoempleo. Prueba de ello son las numerosas iniciativas y políticas que existen y están a punto de arrancar para autónomos y emprendedores”
  • Pablo García Valdecasas, responsable administrativo de la Consejería de Economía, Empleo y Hacienda de Madrid, ha hablado de las políticas públicas y de las tendencias del emprendedor y ha señalado que “los españoles emprendemos cuando ya tenemos una seguridad laboral y una experiencia. Menos de un 20% de los emprendedores tiene menos de 30 años en España”.
  • Por su parte, el responsable de la Dirección General de Trabajo Autónomo del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, Juan Ignacio Gómez Mendiguchía, ha añadido que “se abre un periodo con grandes retos a nivel político, administrativo y de las propias asociaciones de autónomos, quienes debemos trabajar juntos para crear un trabajo autónomo de calidad, que tenga reconocimiento y tenga facilidades acordes a la importancia que este tipo de empleo tiene dentro de nuestro mercado de trabajo”.
  • Orestes Wensell, director comercial y de marketing de LHH, ha señalado que “el empleo por cuenta ajena ya no es la única opción, y ahora, en momentos determinados, la mejor alternativa puede ser el emprendimiento”.
  • Eduardo Abad Sabaris, secretario general de UPTA, ha sido el encargado de clausurar el acto y ha asegurado que “ayer fue un día importante para este colectivo al tomarse en consideración la propuesta de medidas urgentes, lo que convierte esta ley en el primer gran acuerdo de la legislatura”.

Tanto el Gobierno como la Comunidad de Madrid han puesto en marcha recientemente diversas medidas para fomentar y desarrollar el emprendimiento entre las personas que, estando en situación de desempleo, desean poner en marcha una actividad por cuenta propia.

Es por ello que hoy ha tenido lugar en Madrid la jornada “Emprendimiento, alternativa de futuro” , organizada por Lee Hecht Harrison, la consultora de recolocación y Gestión del Talento del Grupo Adecco, y la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA).

La bienvenida de la jornada ha corrido a cargo de Cesar García Arnal, secretario general de la Asociación Madrileña de Trabajadores Autónomos (AMTAS). En su presentación García Arnal ha indicado que “estamos en un momento dulce para el autoempleo. Prueba de ello, son las numerosas iniciativas y políticas que existen y están a punto de arrancar para autónomos y emprendedores”.

En su intervención, García Arnal también ha mencionado que “hay una gran variedad de opciones para entrar en el mundo del emprendimiento como la tarifa plana o el régimen de trabajadores autónomos”.

Ha finalizado su intervención afirmando que “en los últimos dos meses se han puesto en marcha dos iniciativas políticas: a nivel regional, se ha constituido una mesa de debate en Madrid para debatir los problemas de los autónomos, es un órgano de interlocución de la comunidad de Madrid; y a nivel estatal se acaba de presentar una nueva ley para este colectivo (por Ciudadanos) que está orientada a facilitar la entrada y el mantenimiento en el emprendimiento”.

Políticas públicas autonómica y nacional

A continuación, los máximos responsables administrativos tanto de la Consejería de Economía, Empleo y Hacienda de Madrid, Pablo García Valdecasas, como de la Dirección General de Trabajo Autónomo del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, Juan Ignacio Gómez Mendiguchía, han presentado las políticas públicas autonómica y nacional en este ámbito.

En palabras de Pablo García Valdecasas, “no es que en nuestro país no haya cultura de emprendimiento sino que tenemos nuestra propia cultura de emprendimiento. La tendencia española es emprender cuando ya tenemos una seguridad laboral y una experiencia, menos de un 20% de los emprendedores tiene menos de 30 años en España”.

“Las ayudas del Gobierno deben ser un apoyo y un incentivo a los trabajadores que quieren emprender pero es imposible financiar el 100% de los proyectos que llegan. El grueso del esfuerzo viene y debe seguir viniendo de la persona que emprende con la guía de las administraciones públicas. En la Comunidad de Madrid hay asesores que, de manera gratuita, se encargan de ayudar a las personas que quieren poner en marcha un proyecto. Hay iniciativas como la Aceleradora de proyectos empresariales para proporcionar a los emprendedores competencias (técnicas de marketing, adaptación a las necesidades del mercado, planes de comunicación...) y menor coste de lanzamiento de la empresa además de un acompañamiento posterior a las empresas de reciente creación o ayudando a que se puedan constituir. Además se ofrecen locales a emprendedores con condiciones de mercado ventajosas como 6 meses gratis, y renta progresiva... en total son 300 de los cuales ya hay ocupados casi la mitad”.

Por su parte, Juan Ignacio Gómez Mendiguchía, responsable administrativo de la Dirección general de Trabajo Autónomo del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, ha señalado que “tenemos que ir a más con el colectivo de autónomos, no quedarnos solo en la normativa, en la parte legal, sino que hay que ver otras opciones para ayudar a los autónomos. En este ministerio, independientemente del signo político del gobierno que lo ocupase, hemos tenido muy en cuenta a los trabajadores autónomos y se ha trabajado en medidas como la tarifa plana o la capitalización de la prestación por desempleo para ayudar a quienes quieren emprender. Se abre un periodo con grandes retos a nivel político, administrativo y de las propias asociaciones de autónomos, quienes debemos trabajar juntos para crear un trabajo autónomo de calidad, que tenga reconocimiento y tenga facilidades acordes a la importancia que este tipo de empleo tiene dentro de nuestro mercado de trabajo”.

Orestes Wensell, director comercial y de marketing de LHH, se ha centrado en las posibilidades que permite el autoempleo en la actualidad y ha explicado que “es un reto valorar correctamente las formas de empleo que hay hoy en día, y desde luego, el empleo por cuenta ajena ya no es la única opción. Y ahora, en determinados momentos, la mejor alternativa puede ser el emprendimiento”.

Además Wensell ha hablado de los objetivos de los programas de transición al mercado de trabajo y ha dicho que “hay cosas del mercado de trabajo que han cambiado notablemente. Por ejemplo, el trabajo de por vida en una misma empresa ha pasado a la historia, casi nadie empezará y acabará su carrera en la misma compañía. Además, está claro que las condiciones en las empresas no serán igual en épocas de bonanza que en momentos de crisis. Y sobre todo, nuestra trayectoria profesional ya nunca más dependerá de los demás. No todo va a depender de jefes o de las áreas de recursos humanos, cada vez está más en nuestra mano qué pase con nuestro futuro laboral”.

El director comercial y de marketing de LHH ha afirmado que “no podemos controlar el entorno, la economía, las decisiones de los demás, pero podemos controlar nuestro talento, nuestra marca personal, y trabajar en lo que podemos controlar. Hay que salir de la zona de confort y adaptarnos a los tiempos o nos quedaremos fuera del mercado de trabajo. Ahora se está pasando del “empleo de por vida” a la carrera profesional 2.0, que es aquella en la que se toma parte activa en ella, gestionas tu trayectoria, decides dónde vas y construyes tu marca personal, dentro de tu empresa y hacia fuera también. La marca personal es lo que nos va a ayudar a dejar huella, a conseguir éxito. Hay que ponerse en valor, el mejor negocio es uno mismo”.

“Un buen consejo es aprender el concepto de mejora continua: estar siempre dispuesto a aprender, a actualizarse, ser flexible, innovando... y no olvidar que estamos en un mundo global, sin límites. Cualquier momento es bueno para practicar el networking, crear conversaciones en las que demos y recibamos y creemos una red de contactos que será muy útil de cara al futuro”.

Por último, ha señalado que “ser emprendedor es sinónimo de asumir riesgos, siempre desde una actitud positiva, y que desde 2003 no ha parado de crecer el número de autónomos en España, el 51% de ellos trabaja desde casa, y casi 6 de cada 10 de ellos reconoce ser más feliz desde que ha montado su propio negocio aunque no descartan en algún momento volver a la empresa privada por motivos como la estabilidad laboral, la regularidad en los ingresos, o el tipo de proyecto que un tercero pueda ofrecer en comparación con nuestra actividad económica”.

Por su parte, Sebastián Reyna, director del Instituto de Formación para el Trabajo Autónomo (IFTA) y consultor de LHH ha centrado su ponencia en la forma de abordar el trabajo por cuenta propia desde la situación de desempleo y ha comentado que “ejercer un actividad por cuenta propia parece algo muy lejano a nuestra realidad. Partimos de una situación de incertidumbre cuando queremos emprender que no debe condicionar ni ser el motivo por el que no se ejerza el autoempleo. Hay tres millones de autónomos en España ahora mismo y en el futuro, alguna vez, nuestros hijos tendrán que emprender en algún momento de su vida”.

“La crisis ha afectado al mercado de trabajo de manera notable y no solo como algo coyuntural sino que se trata de un problema estructural: el mercado de trabajo va a cambiar completamente y las relaciones laborales de como las conocíamos a cómo serán ahora. En este contexto, el autoempleo llega a la gente a través de dos motores: la voluntad o la vocación y la necesidad”.

Por último, Reyna ha señalado que “hoy en día hay una estrechez de ofertas de empleo por eso muchas empresas prefieren trabajar con nuevos proveedores a contratar trabajadores. De ahí muchas veces surge la relación mercantil en la que la empresa te da trabajo pero te pide que te des de alta como autónomo. Pasas a ser un nuevo proveedor de la empresa, que presta sus servicios”, “y que todo aquel que haya desempeñado bien el trabajo por cuenta ajena está capacitado para trabajar por cuenta propia si se dispone de información adecuada, cualificada y solvente; y se tiene la actitud para cambiar la cultura que existe sobre nuestra forma de vida, es decir, un cambio cultural que te haga ser más curioso, querer saberlo todo porque no habrá mejores instrumentos que la información y la curiosidad resuelta para poder emprender”.

Por último, el secretario general de UPTA, Eduardo Abad Sabaris, ha sido el encargado de clausurar el acto y ha afirmado que “nuestro ADN nos dice que todo lo que hagamos pueda garantizar un cierto éxito a quien quiera emprender. Ayer fue un día importante para este colectivo al tomarse en consideración la propuesta de medidas urgentes (presentada por Ciudadanos y aprobada por unanimidad en la Cámara), lo que convierte esta ley en el primer gran acuerdo de la legislatura. Esta ley va a ser además notablemente enriquecida en los próximos meses y va a suponer un cambio sustancial para los autónomos españoles. Estamos en plena vorágine política tratando de hacer de altavoz de los autónomos, que somos los grandes olvidados dentro del mercado de trabajo y de la legislación laboral”.