A través del outplacement se tarda menos en volver a trabajar

Los programas de outplacement consiguen reducir el tiempo medio de búsqueda de empleo en un 58,5% con respecto a la media nacional. De hecho, el periodo medio de recolocación es de 4,9 meses, con respecto a los 14,9 meses que tarda un desempleado en contar con un nuevo trabajo.


Muchas compañías cuentan con programas de recolocación -o de outplacement- para gestionar la desvinculación de los empleados ayudándoles de forma efectiva a dar el salto hacia una nueva etapa profesional, a mejorar su empleabilidad y a recolocarse en el mercado laboral lo antes posible. Un programa de recolocación comprende una fase de preparación y recogida de información para conocer y evaluar al candidato. Todo ello en aras de conseguir que esa persona se reintegre al mercado laboral en el menor tiempo posible. Y parece que se trata de una práctica muy acertada pues los planes de recolocación reducen en un 58,5% el tiempo medio de búsqueda de empleo por cuenta ajena con respecto a la media nacional o lo que es lo mismo, una persona acogida a un programa de outplacement tarda de media un 58,5% menos de tiempo en volver a estar trabajando que un desempleado que no participe en ellos.

Ante esta situación, Lee Hecht Harrison, división del Grupo Adecco y líder global en el acompañamiento a las organizaciones en sus procesos de transformación, ha analizado en profundidad la efectividad de sus programas de recolocación externa en el XIII Informe Lee Hecht Harrison sobre Outplacement mediante el estudio de los cerca de 3.500 candidatos que han atendido durante 2018.

El outplacement acorta los tiempos para trabajar de nuevo

Esto se debe en parte a la actual legislación, que obliga a las empresas que vayan a efectuar un Expediente de Regulación de Empleo en una plantilla de más de 50 trabajadores a contratar programas de recolocación externa.

Durante 2018 el número de Expedientes de Regulación de Empleo en España ha descendido un 12,3% con respecto al año anterior y la cifra de empresas que ha efectuado un ERE ha disminuido en un 20,6%. A pesar de esta mejora, el número de trabajadores afectados por un ERE ha aumentado un 26,8%, hasta los 72.896 afectados, según datos de la Estadística de regulación de empleo publicada por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social. Asimismo, las previsiones no son halagüeñas en este sentido pues los economistas estiman que en este año serán despedidos por un ERE al menos 14.000 trabajadores en España, principalmente de grandes multinacionales.

Una solución laboral para estos trabajadores podría venir de la mano de planes de recolocación ya que, éstos reducen notablemente el tiempo medio para conseguir un empleo. Esto supone que el outplacement acelera los procesos de recolocación en un 58,5% con respecto a otras vías y que los candidatos que participan en estos programas tardan 10 meses menos que los demás en volver a trabajar. Siguiendo con el tiempo medio de recolocación, hay que destacar que el 71% de los participantes en estos programas encuentra empleo en menos de 6 meses. Además, casi la totalidad de las personas inmersas en un proceso de recolocación consigue un trabajo en un plazo inferior a un año, por lo que se puede decir que la efectividad de estos programas es muy elevada.

Este 97% se ha disparado en el último año al crecer 12 puntos porcentuales el porcentaje de trabajadores que se recolocan en menos de un año. Además de reinsertarse al mercado laboral, otros pueden ser los objetivos de un trabajador al acogerse a un plan de recolocación. Así, un 21% de los participantes en programas de outplacement opta por dar prioridad a temas personales, incluyendo prejubilaciones y el 6% decide emprender estudios de larga duración. Con respecto al tipo de contrato que consiguen las personas recolocadas por cuenta ajena, los datos indican que el 88% consigue un trabajo de larga duración, frente al 12% que obtiene un contrato temporal.

El autoempleo es otra de las fórmulas elegidas, por un 12% de los candidatos, a partir de los planes de formación y orientación para emprender con los que también cuentan estos programas.

Perfil: hombre madrileño mayor de 50 años y técnico

El perfil de las personas asistidas en estos programas es muy variado, si bien es cierto que algunos rasgos tienen especial presencia. Tal es el caso de los hombres, que han supuesto el 58% de las personas recolocadas en 2018, mientras que el 42% restante corresponde a mujeres, datos que contrastan con las cifras de hace un año cuando los porcentajes por sexos estaban equilibrados. Hay que destacar que esta categoría profesional conformaba un 12% hace dos años, es decir, que ha crecido más de 10 puntos porcentuales desde 2016.

Madrid y Cataluña, donde más presencia tiene el outplacement

La mayor concentración de profesionales en programas de outplacement se da en la Comunidad de Madrid, concretamente el 54,3% de los candidatos, según ha constatado Lee Hecht Harrison. Este porcentaje ha aumentado notablemente en el último año.

La banca, sector mayoritario de procedencia de los candidatos

En segundo lugar, pero a mucha distancia, el sector que más profesionales ha aportado a los programas de outplacement es el de la logística y distribución, con el 14%. Por debajo del 10% se encuentran el área de servicios y sistemas de información y el área de producción, que hace dos años lideraba el ranking y actualmente aglutina el 8% de los recolocados. A la cola están el área de servicios, el de recursos humanos, el área funcional de la dirección y la de marketing y el área legal.

Los sectores que más contratan: farmacéutico-biotecnológico y financiero

Otros sectores de destino en el último año para las personas que han encontrado empleo a través del outplacement han sido las manufacturas y servicios y el de las telecomunicaciones, que emplean cada uno al 9% de los candidatos. En este sentido contrasta que la logística y la distribución, que es uno de los sectores de procedencia más habituales de los candidatos, con un 14%, a la hora de acoger nuevos empleados solo recibe al 3% de los candidatos.

El networking: clave en la recolocación

Además, Internet es el método por el que 2 de cada 10 candidatos logran reincorporarse al mercado laboral.