Las ofertas de empleo en España no solicitan titulación de postgrado

En España, los estudios de postgrado no son un requisito obligatorio para optar a un puesto de trabajo, pero sí son un elemento diferenciador en la empleabilidad de un candidato.


En el mercado laboral español no es un requerimiento obligatorio la formación de postgrado a la hora de optar a un puesto de trabajo, sin embargo, en muchos casos sí que se convierte en un elemento que marca la diferencia. Y aunque se frena la tendencia en las ofertas de empleo de establecer como requisito fundamental este tipo de especialización, los expertos en selección reconocen que un candidato con este tipo de formación cuenta con un conocimiento cualificado que encajará mejor con lo que las empresas busquen. Aun así, en España, tan sólo el 1,4% de las ofertas de empleo demanda este tipo de titulación como requisito, por lo que no lo podemos considerar indispensable para conseguir un puesto de trabajo.

Sectores que más demandan los postgrados

Menos del 10% de las ofertas de empleo de los sectores de Informática, Investigación, Telecomunicaciones y Consultoría General establecen como requisito base este tipo de formación en sus contratos. También crece de manera importante en su demanda de postgrados el sector de las Agencias de Comunicación, el Aeronáutico, las Ingenierías, Internet o Consultoría Informática y/o Telecomunicaciones. Igualmente es notable el aumento de esta demanda de formación en el sector publicitario y en el de Obras Públicas. En el caso del MBA, más de la mitad de las ofertas vinculadas al sector de la Información y Asesoramiento y al sector Audiovisual pide este tipo de formación superior.

Por el contrario, hay otros sectores que prefieren estudios de postgrado focalizados en materias más específicas de esa área como es el caso del sector de la Publicidad, el de la Enseñanza y Formación y el de Cosmética y Belleza. Por un lado, las vacantes en las que se busca cubrir puestos de responsabilidad. En estos casos, la tasa de ofertas en las que se incluye como requisito contar con estudios de postgrado es superior al del resto de categorías pues es casi el 17% de las vacantes para directivos las que piden esta formación. Este año la de técnicos ha sido la única categoría que se ha conseguido un aumento de más de cuatro puntos en la demanda de este tipo de estudios, superando así a los mandos intermedios que sufren un descenso de 6 décimas interanuales.

Yendo más allá, podemos analizar los puestos de trabajo que más valoran contar con formación de postgrado en función de la categoría profesional a la que pertenecen. Así, dentro de la categoría de directivos, el postgrado es más demandado en aquellas ofertas dirigidas al Director de Área Educativa, al Director de Desarrollo de RRHH, al Director de Medioambiente y al Subdirector General. En cuanto a perfiles técnicos se refiere, el postgrado se solicita para ser Especialista en SEO, Investigador i+D, Trafficker y Abogado. Por último, en la categoría profesional de empleados, el postgrado es necesario para optar a puestos como el de Entrenador, Repostero, Operador de Sistemas y Redes y Monitor.

Las comunidades que más demandan postgrado

En el reparto de porcentajes por comunidades autónomas, la Comunidad de Madrid y Andalucía ocupan las primeras posiciones convirtiéndose así en las regiones que más solicitan estudios de postgrado en sus ofertas de empleo. El efecto contrario lo ha vivido Extremadura que ha experimentado la mayor subida en cuanto a la exigencia de este requisito. Ahora, el 3,8% de ofertas de la región extremeña demanda este tipo de titulación como vía de acceso al empleo, que supone un crecimiento de 2,5 puntos porcentuales interanuales y que la sitúan en el séptimo puesto del ranking. Completan la lista de las diez primeras autonomías, Canarias y La Rioja, en octava y novena posición, respectivamente.

En el otro extremo, Castilla-La Mancha ocupa la última posición y por encima de esta comunidad están Cantabria, Asturias, Baleares, Navarra, Aragón y la Región de Murcia, todas ellas con ligeras variaciones con respecto a la edición anterior del informe. En lo referido a las regiones donde más se especifica que la formación de postgrado sea un MBA ocurre el efecto contrario, Castilla-La Mancha ocupa el primer lugar con el 47,1%.